martes, 12 de marzo de 2013

Un estudio de la UAL mejorará la calidad de vida de niños con Asperger

Un grupo de psicólogos, coordinados por Encarna Carmona, realizarán diagnósticos exhaustivos de menores afectados por este trastorno neurológico



Mejorar la vida diaria de los niños con Síndrome de Asperger es el objetivo final de un proyecto de investigación que ha empezado a desarrollar un grupo de investigación en Neuropsicología de la Universidad de Almería (UAL). En colaboración con la Asociación Asperger Almería, el estudio permitirá realizar un diagnóstico exhaustivo de las funciones ejecutivas de niños almerienses con este trastorno neurológico, de manera que les permita aplicar pautas de conducta para mejorar su vida cotidiana.
El proyecto está dirigido por Encarna Carmona Samper, profesora titular de Psicología de la UAL, y tiene como destinatarios a estudiantes de Primaria y de los primeros cursos de Secundaria que pertenezcan a la Asociación Asperger Almería.
Planteado desde una perspectiva neuropsicológica, el estudio busca evaluar las destrezas ejecutivas individuales de cada uno de los menores que se sometan a las pruebas. Según explica Carmona Samper, las funciones ejecutivas son mecanismos que tienen que ver con la capacidad de cada persona para organizarse las tareas cotidianas, planificarse, preparar un plan, plantearse una meta y dirigir sus acciones a conseguirla o distinguir entre las cuestiones prioritarias o no.
Es, en definitiva, la capacidad para controlar y planificar las acciones cotidianas, con la perspectiva de una finalidad práctica.

Diagnóstico temprano

En estas áreas, rutinarias y de aprendizaje espontáneo para la mayoría, las personas con Síndrome de Asperger encuentran habitualmente dificultades. Así, por ejemplo, les cuesta organizarse las tareas escolares y familiares, planificarse metas concretas tanto en los estudios como en otros campos de interés o adaptarse a las normas en un contexto de socialización. No obstante, son funciones en las que, con entrenamiento adecuado, se pueden alcanzar altos niveles de competencia. Por eso es tan importante el diagnóstico temprano de destrezas individuales, subraya la presidenta de Asperger Almería, Amparo García.
Los menores se someterán a dos bloques de pruebas diagnósticas: test de carácter general para establecer el perfil de su comportamiento cognitivo y test específicos. La última parte del proyecto consistirá en elaborar informes individuales de resultados. Estos se darán a conocer a las familias y también al equipo terapéutico de la Asociación Asperger, además de a los profesores y centros educativos en los que estén escolarizados los niños. Y es que, una vez exploradas las peculiaridades neuropsicológicas de cada uno, las evaluaciones definitivas contendrán recomendaciones terapéuticas para trabajar con los chavales, dirigidas tanto a los profesionales que tratan con ellos como a las familias.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada